https://www.facebook.com/BeducenVenezuela/

Miércoles, 14 de Noviembre de 2018

Contrapunto.com

Global

Anuncios del mandatario español sobre exhumar el cadáver de Franco lo enojaron

Detenido francotirador sexagenario que planificaba atentar contra el presidente de España

Detenido francotirador sexagenario que planificaba atentar contra el presidente de España
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno español - Foto: EFE
  •  
  • Contrapunto
  • Jueves, 08 de Noviembre de 2018 a las 5:24 p.m.

Manuel Murillo Sánchez, de 63 años, era vigilante privado y competidor de tiro olímpico. En un grupo de chat comenzó a pedir apoyo para acabar con la vida del presidente Pedro Sánchez

Los "mossos d'Esquadra", la policía regional catalana, capturaron a un vigilante de seguridad, identificado como Manuel Murillo Sánchez, de 63 años, experto tirador, quien pretendía matar al presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.

El detenido, vecino de un municipio catalán, fue arrestado hace tres semanas, según reseñó una exclusiva del diario español Público. No obstante, el Gobierno español decidió en ese momento que era mejor mantener en reserva la información, pero finalmente el presidente Pedro Sánchez reveló este jueves el hecho al PSOE (Partido Socialista Obrero Español).

El detenido se molestó contra el líder socialista a raíz del anuncio de que se iban a exhumar y sacar del Valle de los Caídos los restos de su admirado dictador Francisco Franco.

Murillo es un experto tirador, como demuestra que fuese el mejor de los que competían en el club de tiro olímpico del Vallés. Empezó a buscar cómplices para acabar con Sánchez como escribió en un grupo reducido de WhatsApp.

La voz de alarma la dio una usuaria de aquel chat cerrado de WhatsApp, al ver que Murillo pasaba de lanzar continuas invectivas y amenazas contra el líder del PSOE, a solicitar inequívocamente apoyo logístico para cometer un atentado contra Sánchez, aprovechando su pericia como francotirador, su profesión y su arsenal.

No le importaba ser después capturado, afirmaba en el chat: "Estoy dispuesto a sacrificarme por España", escribió. Fue entonces cuando los mossos recibieron la información y empezaron a rastrear al personaje.

Al allanar su domicilio el pasado 19 de septiembre, localizaron 16 armas de fuego cortas y largas, incluidos un fusil de asalto militar Cetme, un subfusil ametrallador checoslovaco Skorpion vz. 61, y cuatro rifles de alta precisión, capaces de acertar un blanco a 1.000 o hasta 1.500 metros de distancia.

Manuel Murillo está actualmente en prisión incondicional en el Centro Penitenciario Brians-2, en Sant Esteve Sesrovires, cerca de Martorell, donde confesó nada más ingresar sus intenciones de atentar contra Pedro Sánchez.

Lea también El Gobierno de España en encrucijada con los restos del dictador Franco


Con información de AVN

http://www.contrapunto.com/noticia/suspiros-y-galletas-dulce-antojo-coloniero-103816/